tisdag 11 maj 2010

*** Princesa de Dios ***






Princesa de Dios

Mi Princesa Tu eres un vaso de honra


Has sido elegida para ser un para ser un vaso de honra.
Para eso te cree: Deseo llenarte de mi amor, de mi esperanza,
de mis bendiciones, y derramarte sobre el mundo para apagar su sed .
Yo soy el maestro alfarero, y tú eres el barro.
Sé que tu deseo es ser formada por mí ,
para ser usada por mí .
Aun en esos días en que te sientes quebrantada y vacía,
puedo usarte, en tanto que te tomes fuertemente de mi mano.
Te he elegido porque has visto tus propias mellas e imperfecciones
y me has entregado cada uno de esos trozos despedazados.
Nadie puede convertirse en un vaso de honra mientras se quede sentado,
bello, erguido, y lleno hasta el tope de orgullo y autosuficiencia.
No temas vaciarte de ti misma y de lo que te parece valioso;
y permíteme llenarte de aquello que es de incalculable valor.
Déjame sostenerte.
Permíteme inundarte.
Déjame derramar mis bendiciones a través de ti,
y experimentaras el gozo desbordante de ser un vaso para mi honra.
Con amor, Tu Rey y tu Creador Con amor,
MUJER ERES HERMOSA

Cantares 1:15 “He aquí tu eres hermosa, amiga mía, he aquí tu eres bella;
tus ojos son como paloma”